Ciencia para impacientes

miércoles, mayo 03, 2006

La imprenta y su impacto en la cultura europea

En el devenir de la historia, varios momentos han sido fundamentales para el desarrollo de la cultura europea. Probablemente el más importante de todos ellos haya sido el siglo XV, el siglo del Renacimiento. Diversos acontecimientos contibuyeron al cambio de mentalidad que fue su origen. Por un lado, el declive del imperio bizantino, que desaperecía en 1453 con la conquista de Constantinopla por los turcos, motivó que muchos eruditos grecoparlantes huyeran hacia el oeste, principalmente a Italia, llevando consigo gran número de documentos que sirvieron para el redescubrimiento del arte y la cultura clásica. Por otra parte, el despoblamiento que sufrió el continente debido a las epidemias de peste del siglo XIV provocó la subida de los salarios de los trabajadores y favoreció la invención de tecnología que pudiera sustituir a la mano de obra. A su vez, los adelantos técnicos fueron fuente de nuevos descubrimientos que transformaron la sociedad europea. Entre ellos se pueden destacar los viajes oceánicos, que llevaron al descubrimiento de nuevos continentes, y la invención de la imprenta, que permitió la rápida transmisión de conocimientos.

En la Edad Media el saber había quedado recluido a las bibliotecas de los centros religiosos. Allí, los monjes copiaban a mano obras clásicas y religiosas en pergaminos elaborados con piel de res lo que les permitía controlar que obras eran difundidas y cuales quedaban en el olvido. El alto coste de los libros los hacía piezas raras, la biblioteca del Papado en el palacio de Aviñón que fue una de las mas completas en el siglo XIV sólo llegó a reunir unos 2.000 códices, y eran muy pocos los personaje que dada su elevada posición económica y social podían adquirirlos. Así, los libros tenían un sentido comunitario. Por ejemplo, los libros de coros medievales están escritos en grandes caracteres ya que se leían en grupo. También era común en los conventos las lecturas en voz alta durante las horas de comida o recogimiento.

A finales de la Edad Media, mientras en los conventos se iba abandonando la dura tarea de copista en beneficio de una vida más comoda, las primeras universidades y la burguesía urbana, con un mayor desahogo económico, demandaban más libros. La primera actividad relacionada con su manufactura que salió del ámbito religioso fue la encuadernación. Por otra parte, desde el siglo XII se conocía en Europa el papel pero no se pudo fabricar en gran cantidad hasta el desarrollo del molino de mazos alternantes. El papel era necesario para la imprenta cuyo primer ejemplo fue la xilografía. Esta técnica, que como el papel fue inventada en China, consiste en el grabado del inverso de un texto o dibujo en una plancha de madera dura que posteriormente es usada para imprimir varias hojas de papel. Sin embargo, la xilografía es una labor muy dura y costosa y la madera no soporta un uso prolongado en la prensa.

La aportación fundamental para el desarrollo de la imprenta fue el uso de tipos móviles que pudieran juntarse para un trabajo y volver a separarse posteriormente. Esta fue la gran idea que tuvo Johannes Gutenberg, que trabajaba como orfebre y artesano en Maguncia, alrededor del año 1440. Pero con anterioridad ya habían existido precedentes de esta invención. En la China del siglo XII, el alquimista Bi Sheng fabricó por primera vez tipos móviles de madera pero el gran número de signos que componen el alfabeto chino hizo que el invento no tuviera éxito y cayera en el olvido. Por otro lado, los encuadernadores europeos del siglo XV también utilizaban un sistema de tipos sueltos para grabar las portadas de piel y que venían a ser unos hierros con caracteres invertidos parecidos a los que se usan para marcar ganado. De hecho, Gutenberg no fue el único que tuvo la idea de los tipos móviles en su época y en similares fechas otro artesano, Lauren Janszoon Coster, diseñó en Holanda un prototipo similar aunque menos práctico.

Para desarrollar su idea con carácter de negocio empresarial, Gutenberg se asoció con un acaudalado platero, Johann Fust. Pronto advirtieron que la vida de los tipos de madera en las viejas prensas de vino que utilizaban era demasiado limitada por lo que comenzaron a hacerlos de metal, primero de plomo y luego en una aleación de éste con estaño y antimonio. El primer libro impreso en el taller de Gutenberg fue la Biblia de 42 líneas, que tuvo una tirada de 180 ejemplares, estaba formada por más de 1200 páginas y utilizaba la letra gótica. Siguiendo este ejemplo, las primeros libros impresos fueron obras religiosas y tenían un terminado lo más parecido posible a los escritos a mano. Así, la posición de mayúscula al inicio de capítulo quedaba sin imprimir para que fuera posteriormente dibujada a mano.

En 1462, Maguncia fue saqueada por las tropas del conde Adolfo de Nassau lo que llevó a la mayoría de los impresores a huir de la ciudad y extenderse por toda Europa llevando su oficio consigo. Muchos tuvieron como destino Italia donde la manufactura del libro artesanal religioso estaba más desarrollada que en Alemania. Allí, los impresores entraron en contacto con las ideas renacentistas y comenzaron a componer libros de autores clásicos griegos y romanos. En esta labor destacó Aldus Manuncio, el más importante prototipógrafo después de Gutenberg. Desde su taller en Venecia comenzó a editar libros de menor tamaño, con un formato de octavo, que los hacía más baratos y manejables y fue éste un paso fundamental que permitió una difusión más amplia de la cultura humanística.

Al inicio del siglo XVI, la imprenta ya era una industria generalizada en Europa, por ejemplo en Venecia existían más de 400 imprentas, y se había convertido en un arma fundamental para transmitir el conocimiento y las nuevas ideas. Así, el texto impreso fue esencial para divulgar la Reforma emprendida contra la jerarquía eclesiástica. Además de emitir miles de panfletos con sus ideas, Lutero publicó en 1534 la Biblia traducida al alemán, en lo que se convirtió en el primer libro de circulación masiva de la historia. Poco después, y al tomar conciencia de la fuerza de la imprenta, la contrareforma instauró la censura para luchar contra el poder democratizador del libro.

El abaratamiento de los costes al usar papeles y tintas de menor calidad y el uso de la lengua vulgar fue clave para que comenzase el proceso de alfabetización de la población europea. Y el acceso al conocimiento posibilitó que se desarrollara su capacidad crítica frente a verdades que hasta entonces se creían inmutables. Este cambio de actitud permitió la revolución científica que vendría en siglos posteriores. Revolución cuyo inicio podemos fechar en 1543. En este año fueron publicados dos hitos de la investigación científica: “De Humani Corporis Fabrica” de Andres Vesalio y “De Revolutionibus Orbium Coelestium” de Nicolás Copérnico. El primero marcó el comienzo de la investigación biológica sobre el cuerpo humano, el segundo acabó con la idea de que La Tierra es el centro del universo.

David Sucunza

Categoría: Historia

11 comentarios:

Anónimo dijo...

no ma servio pa na

Anónimo dijo...

ni ami .___.

Anónimo dijo...

Nice brief and this post helped me alot in my college assignement. Gratefulness you on your information.

Esponja :B dijo...

A mí tampoco me sirvió :(

Inversiones en oro dijo...

Me gusta mucho leer este tipo de post porque son muy educativos y ademas hablan de mucha historia.

youtube to mp3 converter dijo...

With the aid of youtube to mp3 online, close by is almost nil brutal come off in place of customers.

Anónimo dijo...

cheap air force ones shoes for sale.
air force 1 high sale online sale!
air force 1 low sale online sale!
air force 1 high womens online sale!
Nike air force livestrong online sale!

Anónimo dijo...

es un muy buen articulo,tiene susstento historico y tambien de reflexion,sin errores graves y buen contenido,gracias.

Anónimo dijo...

Q no me sirvio

Anónimo dijo...

Bua,me ha ayudado muchisimo tu comentario para hacer un trabajo, es justo lo que necesitaba, gracias.

Anónimo dijo...

Me he equivocado no quería decir comentario quería decir articulo ;)